Alcoholismo familiar 3ª Parte: ¿Muerto el perro acaba la rabia?

Family fight - son crying in reaction

En consultorio, los diferentes miembros de la familia alcohólica llegan con problemas emocionales diferentes  originados por el mismo agente, el alcohol.

Cuando el enfermo empieza su recuperación, es el despertar de un largo sueño, todo ha cambiado.

Si se trata del padre alcohólico, la familia ha tratado de seguir caminando de la manera más normal posible, o por lo menos es lo que creen, nuevas conductas se han instalado y han convertido a cada miembro en un ser independiente y extraño que se defiende y pelea por sobrevivir.

Algunos hijos manifiestan que su padre se ha vuelto muy serio y gruñón, que pretende controlar sus vidas, y en realidad es así, también el padre se encuentra aturdido y culpable de haber dejado que las cosas hayan pasado y salido de su cauce y es su intención corregir las cosas.

Por supuesto, no es sencillo, y se entiende que nadie acepte los nuevos comandos, pero no debemos dejar de comprender  que el alcohol ha destruido tantas cosas a su paso, incluso el sentido común, la tolerancia y la paciencia, y se debe trabajar en ello.

Una hija decía: no soporto que mi padre quiera darme sermones de cómo debo comportarme, cuando antes ni siquiera le interesó si existía.

Un hijo, que ya empezaba con el consumo, enfurecía cuando padre le pedía que abandone el trago.alcohol

Una esposa, ha logrado de alguna manera mantener la familia unida, con reglas más o menos coherentes, siempre pendiente del modo de beber de su esposo, molesta por las cargas que ha heredado, alentando el crecimiento apresurado de sus hijos pidiendo cooperación a gritos, favoreciendo talentos prematuros en sus hijos. Siempre tiene un hijo que le aliviana las tareas y relega las propias. Para las personas ajenas al núcleo familiar, es lo que la mujer debe hacer, o por lo menos lo que todos esperan que haga, cuidar de la familia.

El esposo de una enferma alcohólica, es visto como una víctima a quien se debe auxiliar, personas ajenas al núcleo familiar acuden en su ayuda, colaborando en las tareas de crianza de los hijos y cuidado de la casa. Comprendiendo que no es fácil para él llevar esas tareas.

Una esposa, que pasó muchos años en convivencia con su esposo alcohólico quien ya estaba llevando un tiempo de rehabilitación, manifestó encontrarse temerosa de los cambios en su esposo, aunque los cambios fueran favorables su falta de credibilidad le producía ataques de llanto y pánico que no podía explicar.

Siempre y en todos los casos, es importante tratar de restablecer la comunicación, tratar de que cada miembro encuentre el lugar que le corresponde en la dinámica familiar.

Cuando digo tratar, no es porque piense que sea imposible sino que implica la voluntad de todos los afectados, quienes deberán comprender que lo que ocurre no es responsabilidad de alguien sino de algo que  escapa a su entendimiento, el alcoholismo, enfermedad familiar.

Buscar grupos de autoayuda, profesionales de salud mental, consejeros son las claves primordiales para empezar la recuperación familiar, en este caso no es admisible aquel refrán: “Muerto el perro, acaba la rabia”, al contrario.
 
Consejo: Síguenos, puede ser el principio de tu sanación:
feed-icon32x32

Alcoholismo familiar 2ª Parte: Convidados de piedra

hijos de alcoholicos

La problemática del alcoholismo trasciende cualquier frontera, hoy en día estamos lidiando con enfermedades como la diabetes, la depresión, el cáncer entre otros, dejando en compás de espera los males que vendrán o mejor dicho hacemos la vista gorda a las enfermedades que no se ven a simple vista.

Pensamos alguna vez en crear soportes para los familiares de enfermos alcohólicos?, no!!, que va… si ellos no beben.

El quiebre emocional de los familiares de enfermos de cualquier enfermedad que no posean la información para poder lidiar con el problema es causante de tantos problemas como la depresión, la ansiedad, el abandono… hoy en día una esposa no sabe a quien recurrir si su esposo se enferma y por causa de una vida desorganizada no tiene un seguro social o talvez lo tiene pero es tan pequeño, negligente y a veces tan enfermo como el mismo enfermo que piensa varias veces y decide dejar para otro momento la solución y sentarse a esperar que la sanación llegue de algún lugar.

ADOLESCESCENCIAEste panorama se repite en muchos hogares, y el drama se va trasladando a los hijos que empiezan a tener problemas de conducta, bajo rendimiento escolar, sobre exigencia, pues si papá y mamá no están pudiendo cumplir sus roles ellos deben cubrir esos espacios, cuidando a sus hermanitos, a sus propios padres o cuidándose a si mismos.

De ellos debemos preocuparnos, qué pasa hoy con los adultos hijos de alcohólicos que no han podido desarrollar estrategias para lidiar con los problemas típicos de una familia disfuncional, pues, vuelven a crear hogares disfuncionales o talvez ni siquiera llegan a formar un hogar.

Estos si que son problemas!!!, si nuestro sistema de salud apenas puede con las enfermedades del cuerpo, cuándo se verán los problemas psicológicos o psiquiátricos?, sólo nos queda esperanzarnos en que el sistema educativo lance docentes académica y emocionalmente preparados para crear espacios de comprensión y apoyo a éstos convidados de piedra, que son inadvertidos solo hasta que llegan a la adultez.

Los grupos de apoyo a familiares de alcohólicos son una herramienta valiosa y deben tener un espacio en los sistemas de salud y educación, el hablar del problema y aprender estrategias para resolverlos es sanador y no cuesta tanto como los tratamientos médicos que a veces no tenemos, por falta de insumos, equipos obsoletos, largas esperas o desidia.

Promocionar es educar en salud, es mas ventajoso que crear planes de prevención ya cuando la problemática esta presente.

No olvidemos el hombre es armonía de cuerpo-mente-espíritu, cuidemos desde el vientre materno y lograremos un futuro diferente, todos somos responsables…

Nosotros como gabinete trabajamos de forma individual y en grupo, como hijos de alcohólicos. Si te animas a iniciar terapia tenemos descuentos para ti, puesto que no elegiste tú tener ese problema. Anímate a escribirnos psicopracticaonline@gmail.com).

feed-icon32x32

 

Alcoholismo familiar 1º parte : ¿Cómo afecta?

  Presentación                                        terapia_grupal

En este espacio me gustaría compartir las experiencias de gente maravillosa que aunque no beba una gota de alcohol sufre por los embates de la enfermedad, no hace falta ser alcoholico para estar enfermo. Un padre, un abuelo, un tio, pueden provocar tantos problemas con su forma de beber… todas las veces son problemas imperceptivos con los sentidos. Pero razonablemente graves que nos inmovilizan para toda la vida.

Me gustaria poder compartir experiencias y mediante este medio ayudar a quienes tienen este problema, podemos encontrar estrategias para detectar el problema y encontrar la mejor manera de solucionarlos.

También quiero dirigirme a docentes y padres que están en contacto con niños y adolescentes que sufren la problemática y necesitan de una palabra de contención y comprensión.

El alcoholismo es una enfermedad y aunque sea incurable es tratable, ayudemos a evitar que siga creciendo disfrazada de alegría.

Como afecta el beber de otros en la edad adulta

Los hijos adultos de alcohólicos, son adultos que fueron criados en hogares afectados por la enfermedad del alcoholismo, no precisamente consumidores de alcohol pero si afectados por el alcoholismo de otros miembros de su familia.

El problema básico radica en sus 6 características que son las siguientes:

1- No hablar  2- No sentir 3-No confiar 4- Culpa 5- Control 6- Aislamiento.mafaldita

1- La mayoría de los hijos jóvenes en las familias alcohólicas aprenden que no es conveniente hablar honestamente de lo que esta pasando en sus vidas, esto surge por varias razones, por vergüenza, lealtad a la familia, incertidumbre y falta de permiso para hablar.

2- Generalmente muestran gran miedo a los sentimientos. Ya que en su infancia fue motivo de burla, al llorar recibía un golpe, y era obligado a callarse, ya de adulto le cuesta manifestar alguna emoción , e identificar o expresar sentimientos y pedir lo que necesitan.

3- Mayor dificultad en Confiar en otros. Ellos experimentan mayor dificultad para relacionarse íntimamente y son más propensos a experimentar depresión. Generalmente son personas amedrentadas, que no confían y que están confundidas. Hacen un gran esfuerzo para confiar en los que los rodean, se dan cuenta de que no siempre serán abandonados o rechazados, que no serán heridos.

4- El adulto cree que es responsable de las cosas sobre las que no tienen control, por ejemplo la bebida de algunos de sus padres o algún familiar cercano, lo cual aumenta el sentimiento de culpa, ya que en la infancia se imagina si yo me portara de tal forma el no bebería, y este sentimiento lo acompaña por mucho tiempo.

5- El control es uno de los principales problemas para los hijos adultos dado que tienen una gran necesidad de estar en control absoluto o no sienten control alguno sobre ningún aspecto de su vida. Para algunos hijos adultos la aceptación de la incapacidad significa que no poseen todas las respuestas.

6- Aislamiento, la mayoría de los hijos adultos han crecido escondiendo sentimientos, desconfiando y sin ninguna manifestación, y le ha costado mucho tener una vida sociable, y tener amistades duraderas, ya que les cuesta poner limites. Todo esto lo lleva a la depresión donde se aísla de todo lo que lo lastime. O todo lo contrario tiene muchas amistades pero ninguna es profunda, son superficiales, y así no muestran sus verdaderos sentimientos, ni su verdadera personalidad.

El tratamiento más exitoso para la enfermedad del alcoholismo es aquél que brinda ayuda tanto al alcohólico como a sus familiares involucrados directamente en el comportamiento del alcohólico.
Lamentablemente en nuestra sociedad los familiares creen erróneamente que el problema solo lo tiene el enfermo pero no es así la familia entera sufre las consecuencias de la enfermedad.

Existen centros de apoyo para familiares y amigos de alcohólicos (AL-ANON) que son un gran soporte emocional, los ayuda a resolver los problemas que conlleva la enfermedad y la relación con el enfermo.

El éxito de estos centros es la importancia de reconocer que un cambio de actitud para con el enfermo logrará una mejoría en las organización familiar quebrantada por la enfermedad.

En nuestro país la falta de concienciación sobre la enfermedad del alcoholismo hace que el número de hijos adultos de alcohólicos vaya creciendo y el índice de familias disfuncionales también sea mayor.

Si queremos una sociedad mentalmente más sana debemos aprender a hablar sobre nuestros problemas que muchas veces no son directamente nuestros sino que nos lo han heredado.

Consejo: feed-icon32x32 Síguenos, semanalmente seguiremos publicando artículos relacionados que pueden ayudarte.

¿Qué es el famoso empoderamiento?

empoderamiento

  El concepto de empoderamiento se utiliza en el contexto de la ayuda al desarrollo económico y social para hacer referencia a la necesidad de que las personas objeto de la acción de desarrollo se fortalezcan en su capacidad de controlar su propia vida. También puede ser interpretado el empoderamiento como un proceso político en el que se garantizan los derechos humanos y justicia social a un grupo marginado de la sociedad.

poder personalSólo se logra un cambio significativo en el desarrollo de las sociedades si se cuestionan directamente los patrones de poder existentes. Una definición positiva concibe este término como el poder de hacer, de ser capaz, así como de sentirse con mayor control de las situaciones. Según este enfoque, el individuo tiene un rol activo y puede actuar en cualquier programa de cooperación gracias a la actitud crítica que ha desarrollado. Esta noción rompe con la idea de que el individuo es un ser pasivo de la cooperación y pasa a convertirse en un actor legítimo.

empoderamiento femenino

Frecuentemente se utiliza el concepto de empoderamiento específicamente en referencia a la mujer. Los programas de empoderamiento se orientan frecuentemente a permitir el acceso de las mujeres a los recursos y a la toma de decisiones, tanto individuales como colectivas y conseguir que ellas se perciban a sí mismas capaces y legítimas para ocupar un espacio en la toma de decisiones. El empoderamiento se incentiva cuando se fomentan la autoconfianza, seguridad en sí misma y asertividad; el poder para tener autoridad para tomar decisiones, realizar cambios y resolver problemas, y la capacidad de organizarse con otras personas para alcanzar una meta común.

empoderamiento personalEl empoderamiento se ha convertido en el paradigma de las teorías del desarrollo. Este concepto ha permitido que los individuos y sociedades que hasta ahora estaban marginados de la toma de decisiones sean ahora el eje central de las intervenciones. Sin embargo, diversos obstáculos como la falta de una definición consensuada y el limitado trabajo empírico relacionado con este enfoque han impedido que las políticas de cooperación internacional hayan incorporado adecuadamente esta terminología.

feed-icon32x32

¿Qué es el duelo?(4ª parte): Tareas para superarlo.

images (12)

Dicen que el tiempo lo cura todo. Pero el tiempo, por si solo…, no hace nada. 
Lo que ayuda realmente es lo que tú haces en ese tiempo.


Necesitas tiempo para ir ACEPTANDO y asimilando la dura realidad, para reconocer que tu ser querido ha muerto y no lo vas a recuperar…
Necesitas tiempo para EXPRESAR UNA Y OTRA VEZ EL DOLOR, la rabia, la tristeza… y todas las emociones que acompañan al duelo…
Necesitas tiempo para APRENDER A VIVIR sin esa persona querida, con un nuevo concepto de ti misma y del mundo…
Necesitas tiempo para, llegado el momento, ir soltando el dolor y ABRIRTE DE NUEVO A LA VIDA.

 Aceptar la pérdida

Aunque sea la cosa más difícil que has hecho en toda tu vida, debes llegar a aceptar esta dura realidad: tu ser querido ha muerto y no va a regresar. Aceptar con la cabeza es fácil, sabes que ha muerto. Lo difícil es aceptar con el corazón. Es pues muy normal un tiempo (pueden ser meses) en el que te niegues o te rebeles contra la dura realidad. Date tiempo.

Hablar de tu pérdida, contar una y otra vez cómo murió, visitar el cementerio o el lugar donde se esparcieron los restos…Todo esto te puede ayudar poco a poco, y con mucho dolor, a ir aceptando el hecho de la muerte. Sabrás que has podido dar este paso, cuando pierdas toda esperanza de recuperar a tu familiar o amigo, será el momento de la verdadera despedida.

Aceptar la pérdida puede resultar especialmente difícil si la muerte fue inesperada o violenta, si estabas lejos cuando ocurrió y no pudiste participar en los ritos funerarios, si no se recuperó el cadáver, si se trata de la muerte de un niño…

Sentir el dolor 

Necesitas también sentir el dolor y todas las emociones que le acompañan: tristeza, rabia, miedo, impotencia, desesperación, culpa…

Habrá personas que te dirán: “Tienes que ser fuerte”. No les hagas caso. No escondas tu dolor. Comparte lo que te está pasando con tu familia, amigos de confianza…No te guardes todo para ti mismo por miedo a cansar o molestar. Busca aquellas personas con las cuales puedes expresarte tal y como estás.

Si no quieres compartir o mostrar tus emociones a otros, no tienes porque hacerlo, pero debes buscar otras manera de dar salida y vivir tus emociones en privado.

 Aprender a vivir sin esa persona

Recuerda que hay tiempo para todo, para sentir y vivir el duelo, pero también para hacer, para ocuparte de las muchas actividades de la vida cotidiana. Aunque sientas que el mundo se ha parado para ti, también es cierto que la vida sigue con sus muchas y quizás nuevas exigencias. Una actitud adecuada sería aquella que busca un cierto equilibrio entre el sentir y el hacer.

Así, hacer el duelo significa también aprender a vivir sólo/a,  aprender a tomar decisiones por ti mismo/a, aprender a desempeñar tareas que antes hacía el fallecido, aprender nuevas formas de relación con la familia y amigos, aprender un nuevo sentido del mundo y de uno mismo…

Recuperar el interés por la vida

Llega un momento en que sabes que es necesario soltar el dolor y el pasado. Eso no quiere decir olvidar! Sino que el dolor no debe ser ya lo que nos une a esa persona y debemos dejar que se cree un vínculo interior de amor con ella, un vínculo que la muerte no puede alcanzar…

No hay nada malo en querer disfrutar, en querer ser feliz, en querer establecer nuevas relaciones… En el caso de la muerte de la pareja, por ejemplo, es perfectamente natural que aparezca de nuevo el deseo. En realidad, el corazón herido cicatriza abriéndose a los demás. Nuestro ser querido lo que desearía es que reicierámos nuestra vida, que fueramos dichosos de nuevo. Nadie se va pidiendo esa lealdad…

Esto es lo que escribía una adolescente a su madre 2 años después de perder a su padre: “Existen otras personas a las que amar, y eso, no significa que quiero menos a papá”

 

 

 Consejo: Síguenos, continuaremos escribiendo sobre el duelo… feed-icon32x32